Noticias

¿En qué consiste la tercera etapa del APL?

Por: Comunicaciones en Noticias Publicado: 25.11.2019
¿En qué consiste la tercera etapa del APL?

En la Etapa 3 y final del Segundo Acuerdo de Producción Limpia (APL2) pueden participar todas aquellas empresas que cumplieron gran parte de las metas en la etapa de implementación.

Un Acuerdo de Producción Limpia (APL) es un convenio voluntario entre una asociación empresarial de un sector productivo, en este caso la industria gráfica, y organismos públicos, cuyo objetivo es mejorar las condiciones productivas y ambientales en temas de higiene, seguridad laboral, eficiencia energética e hídrica, reducción de emisiones, valorización de residuos, buenas prácticas y fomento productivo, entre otros.

En 2016, la industria gráfica presentó el segundo Acuerdo de Producción Limpia (APL2), que fue implementado entre fines de 2017 y junio de este año. Este acuerdo consistió en el logro de metas tales como avances en la reducción de compuestos volátiles, mejora en materia de eficiencia energética, en el manejo y valorización de residuos y aumento de uso de papel certificado entre otros.

La tercera etapa del Acuerdo de Producción Limpia (APL) dura 4 meses y tiene como propósito principal que las empresas gráficas obtengan una certificación con un sello de producción limpia, el que es entregado por la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC). “En esta tercera etapa se realiza una evaluación del nivel de cumplimiento de las metas implementadas en el APL2”, explica Sara Contreras, consultora ambiental de CyV Medioambiente.

Auditoría y evaluación de impacto

La evaluación es realizada por un auditor externo que forma parte de un registro de auditores que tiene la ASCC. Cada una de las 37 empresas que decidieron pasar a la etapa final de verificación y certificación, será auditada en forma individual. “En la misma etapa, además de realizar la auditoría, se desarrolla una evaluación del impacto del APL, evaluando los resultados durante los 18 meses de trabajo, generando indicadores de mejora de tipo ambiental, económico y social”, explica Sara Contreras.

¿Cómo debieran prepararse las empresas para la Etapa 3?

La auditoria evaluará las mismas metas y acciones que las empresas implementaron en la Etapa 2, por lo tanto, las empresas deben revisar y verificar la información sobre logros y mejoras en la etapa de implementación. Se debe cumplir con el 100% de las metas para que puedan optar por la certificación que entrega la ASCC.

Tras la evaluación y una vez que el auditor externo genera el informe de cumplimiento, dicho informe es revisado por organismos públicos que apoyaron ese acuerdo. En este caso Secretaría Regional Ministerial de Energía, Secretaría Regional Ministerial del Medio Ambiente y Huella Chile. Una vez que estos organismos dan el visto bueno final, la ASCC entrega el sello de cumplimiento a cada empresa.